Oct 23, 2020

Enviado por | 0 Comentarios

Canción del mes

Canción del mes

Xemplify – Changing

Cambiando…

Texto: Vangellness

Foto: Betty Pink

Leer Más
Oct 10, 2020

Enviado por | 0 Comentarios

Un sueño para mi

Un sueño para mi

Toda mi vida, está cambiando cada día, de muchas maneras.

En todos mis sueños, nunca son lo que parecen, nunca son lo que parecen.

Sé que me he sentido así antes pero ahora lo estoy sintiendo aún más porque viene de ti.

Y entonces me doy cuenta, de que la persona que está cayendo soy yo. Una diferente forma de ser.

Quiero más, imposible de ignorar, imposible de ignorar.

Y se harán realidad, imposible no hacerlo, imposible no hacerlo.

 Y ahora te diré abiertamente, tienes mi corazón, así que no me hagas daño.

Tú eres lo que no podía encontrar.

 Una mente totalmente asombrosa, tan comprensible y amable.

Tú lo eres todo para mi.

 Toda mi vida está cambiando diariamente, de muchas maneras.

Y mis sueños, nunca son lo que parecen.

Porque tú eres un sueño para mi.

Un sueño para mi.

Texto: Vangellness con letra traducida de la canción «Dreams» – The Cranberries.

Foto: Betty Pink

Leer Más
Sep 12, 2020

Enviado por | 0 Comentarios

Y si…

Y si…

– «¿Y si me equivoco?»

– «Cariño, somos artistas, nosotros no nos equivocamos, cambiamos de opinión»

 

Texto: Vangellness con citas de los personajes Raúl de la Riva y Ana Rivera en Velvet

Foto: Betty Pink

Leer Más
Ago 23, 2020

Enviado por | 0 Comentarios

Tormencalma

Tormencalma

Hoy:

Cuéntame, cómo estás

Hoy te escribo buscando complicidad

 

Ayer:

Sé que sufres, en soledad

No lo queríamos pasó y es necesidad

 

Mañana:

Y si cuando escuchas su voz

Sientes que se rompe el alma

 

Futuro:

No te preocupes, todo lo arregla el tiempo

Después de tantas tormentas por fin llega la calma

 

Texto: Vangellness con fragmentos de la canción «Vuela Corazón» de Dasoul

Foto: Betty Pink

Leer Más
Jul 31, 2020

Enviado por | 1 Comentario

Princesa Romy

Princesa Romy

Te quiero mansamente, entre las sombras de las falsas ilusiones…
Te quiero como para leerte cada noche, como mi libro favorito quiero leerte, línea tras línea, letra por letra, espacio por espacio…
Te quiero para tomarte de la mano bajo el firmamento y mostrarte los te amo escondidos entre las estrellas…
Te quiero sobre las hojas de otoño, hablando de nada pero a la vez de todo y en un arranque de locura beber tus lágrimas mientras desfallezco en tus labios… Te quiero para buscarte entre las frases no dichas, entre los pensamientos enterrados, entre las maneras complicadas quiero encontrarte y después no dejarte…
Te quiero como para llevarte a mis lugares favoritos y contarte que es ahí donde me siento a buscarte en la niebla de miradas que no son tuyas pero aun así te busco…
Te quiero para volvernos locos de risa, ebrios de nada y pasear sin prisa por las calles, eso sí, tomados de la mano, mejor dicho… del corazón.
Te quiero como para sanarte, y sanarme, y sanemos juntos, para remplazar las heridas por sonrisas y las lágrimas por miradas en donde podremos decir más que en las palabras…
Te quiero por las noches en las que faltas, te quiero como para escuchar tu risa toda la noche y dormir en tu pecho, sin sombras ni fantasmas, te quiero como para no soltarte jamás…
Te quiero como se quiere a ciertos amores, a la antigua, con el alma y sin mirar atrás…

 

 

Texto: Vangellness con poema de Mario Benedetti: “Sin mirar atrás”

Foto: Vangellness

Leer Más
Jul 5, 2020

Enviado por | 0 Comentarios

Invitándote

Invitándote

No me interesa lo que haces para ganarte la vida.
Quiero saber lo que ansías, y si te atreves a soñar en satisfacer el deseo de tu corazón.
No me interesa tu edad.
Quiero saber si te arriesgarías a parecer como un tonto por amor, por tus sueños, por la aventura de estar vivo.
No me interesa cuáles planetas están en armonía con tu luna.
Quiero saber si has tocado el centro de tu pesadumbre, si las traiciones de la vida te han abierto o si te has marchitado y cerrado por el miedo al dolor futuro.
Quiero saber si puedes sentarte con el dolor, el mío o el tuyo, sin intentar esconderlo, desvanecerlo o arreglarlo.
Quiero saber si puedes estar con la alegría, la mía o la tuya, si puedes bailar con locura y permitir que el éxtasis te llene hasta la punta de los dedos, sin advertirnos que seamos cuidadosos, que seamos realistas, o que recordemos las limitaciones de los seres humanos.
No me interesa si la historia que me cuentas es verdadera. Quiero saber si decepcionas a otros para serte fiel a ti mismo, si puedes soportar la acusación sin traicionar a tu propia alma. Quiero saber si puedes ser fiel y por lo tanto ser confiable.
Quiero saber si puedes ver la belleza, aún cuando no sea bella todos los días, y si puedes hacer que tu propia vida surja desde su presencia.
Quiero saber si puedes vivir con el fracaso, el tuyo o el mío, y de pie en la orilla del lago gritarle a la plateada forma de la luna llena: «¡Sí!»
No me interesa saber dónde vives ni cuánto dinero tienes. Quiero saber si puedes levantarte después de una noche de pesar y desesperación, cansado y golpeado hasta los huesos y hacer lo que sea necesario para alimentar a tus hijos.
No me interesa quién eres o cómo llegaste a estar aquí.
Quiero saber si te pararás en el centro del fuego conmigo sin rehuir.
No me interesa en dónde o qué o con quién has estudiado.
Quiero saber lo que te sostiene, desde tu interior, cuando todo lo demás se derrumba.
Quiero saber si puedes estar solo contigo mismo y si disfrutas de tu propia compañía en los momentos más vacíos.

::

No me interesan los demás… Quiero saber si queremos lo mismo para compartirlo todo.

 

Texto: Vangellness con «La invitación» de Oriah Mountain Dreamer

Foto: Betty Pink

Leer Más